Blog de ciclismo colombiano | La Ruta del Escarabajo
Síganos en redes sociales

¿Una prueba UCI 2.1 en Colombia?

Teleantioquia
(Por John James Urrego y El Forastero)
 
Ha finalizado la Vuelta a Antioquia con la feliz oportunidad de ver la transmisión de algunas etapas por TeleAntioquia.  Ya en el mes pasado se pudo ver el circuito final de la Vuelta al Valle por TelePacífico, y el año pasado se pudo ver la Vuelta a Santander por el Canal TRO.  
 
En la vuelta a Antioquia se vio también al gobernador Sergio Fajardo en primera persona interesado en cuestiones como el desafortunado cambio de recorrido por la amenaza de cierre en Ituango, y no es un secreto el compromiso de la empresa privada y los buenos resultados de las escuelas de formación del departamento, de donde han salido varias de nuestras actuales estrellas World Tour.  La Televisión es el medio que da vida al ciclismo al permitir crear una afición especializada y un mayor retorno publicitario de los patrocinadores, y vemos a la televisión regional más comprometida con el ciclismo que la televisión nacional. Entonces nos preguntamos:  ¿Estará en las regiones la respuesta que no encontramos a nivel central?  ¿Serán las regiones las encargadas de organizar la ansiada prueba UCI que permita tener las estrellas mundiales corriendo en nuestras carreteras?
 
En este artículo hemos mostrado que tener solo una prueba UCI (Vuelta a Colombia), y tenerla de la categoría más baja, es una tremenda desventaja deportiva para el país, que no se corresponde con la imagen que Colombia se ha ganado gracias al muy buen trabajo de los ciclistas.  Es necesario tener más pruebas dentro del calendario continental.
 
Podría pensarse que la mejor opción de tener una segunda prueba UCI fuera el clásico RCN, pero este diálogo vía twitter del director de la carrera da a entender que no tienen ningún interés:
 
Héctor Palau es director del Clásico RCN.
 
Si no es el clásico, ¿Podría ser alguna vuelta departamental?  ¿Qué tal las vueltas departamentales con mayor músculo financiero y afición (Antioquia, Valle, Boyacá, Tolima, Santander, Cundinamarca)?

Durante la pasada Vuelta al Valle le preguntamos al director de la Liga del Valle, Hernando Zuluaga, sobre la posibilidad de que la vuelta al Valle suba a categoría UCI. Respondió que se está trabajando para que el próximo año, cuando la carrera cumple 60 años, pueda ser prueba UCI e invitar grandes equipos World Tour.  Esto quiere decir que están pensando en ser mínimo 2.1. A continuación presentamos la entrevista:




 

En estos momentos la competencia cuesta 250 millones y Hernando Zuluaga dice que necesitarían 5000 millones para subirla de categoría. Esperemos que las gestiones que está llevando a cabo tengan mucho éxito.  Una buena transmisión de televisión devolvería a los patrocinadores una cantidad aún mayor en publicidad (Leer ¿Qué gana un patrocinador?)

Un positivo efecto colateral que traería esta carrera 2.1 es que muchos equipos se decidan a dar el salto y formalizarse dentro de la UCI como de categoría continental, pues de lo contrario no podrían participar en esta carrera, tal como lo explicamos en este artículo.

___________________________

Tener una prueba 2.1 es una feliz y desafiante idea, pero no es la única manera de hacer más presencia en el calendario UCI, con todo lo bueno que ello traería al ciclismo nacional.  Subir a categoría 2.2 puede ser muy interesante si varias pruebas que hoy están dispersas durante todo el año se concentran para formar una temporada completa, semejante al encadenado Utah/Colorado/Alberta en el segundo semestre, o a este intenso calendario del Africa Tour en el mes de marzo:

Calendario del UCI Africa Tour para el mes de marzo. 9 carreras en Argelia


En este mes, Argelia realiza nueve competencias de categorias 2.2 y 1.2 y luego es Marruecos (País vecino de Argelia) el que en mayo realiza cuatro competencias. Esto me parece una gran estrategia con beneficios económicos, logísticos y deportivos: 

– El ahorro se debe principalmente en la reducción del costo de la invitación de equipos extranjeros (Mínimo cinco, para ser categoría 2.2), que al tener una temporada densa, con competencias 2.2 durante 4 y 5 días alternadas con competencias de un día, pueden correrlas todas sin tantos costosos vuelos internacionales.  

– Deportivamente es una ventaja para los equipos, pues pueden planear su año completo para llegar en su máximo pico de forma a este intenso mes de competencias.  Una señal positiva de esta pequeña temporada en Argelia es el aumento de sus equipos profesionales, este año tienen 4 equipos inscritos ante la UCI.

– El país también sale tremendamente beneficiado, pues sus equipos tienen una enorme posiblidad de sumar más puntos UCI para el ranking de países y con ello tener más cupos a los campeonatos mundiales.

En Colombia sería muy bueno que se pensara de una manera similar: una temporada internacional con varias carreras UCI de menos de 5 días, incluyendo varias de un solo día, de manera que el equipo extranjero invitado pueda participar en varias o en todas ellas. Después de este intenso mes internacional, podría tenerse de marzo a Agosto una temporada nacional cerrada con competencias mas locales (las actuales clásicas departamentales de tres días). Y luego entre Septiembre y octubre una nueva temporada internacional con Vuelta a Colombia y Clásico, que pese a no tener la voluntd de volver a ser prueba UCI, sigue siendo del máximo interés en el pelotón nacional.


Con estos temas no es necesario inventar la rueda nuevamente.  Solo hay que emular los exitosos ejemplos de Argentina y Argelia, que ya nos están marcando el camino